aitana ocaña

Aitana brilla sobre el escenario de Alcalá de Henares con #PlayTour

aitana ocaña

Hay sueños que llegan a tu vida sin hacer Spoiler. Aparecen sin avisar al igual que esas artistas que sin previo aviso vienen a revolucionar el panorama musical con un talento que no entiende de edades ni fronteras. Aitana Ocaña, la chica del flequillo, la de la sonrisa inocente que enamora, la que desprende una luz especial y te deja con la miel en los labios cuando se sube al escenario, está en su mejor momento, el más dulce de su carrera. El de saborear un sueño del que no quiere despertar.

Su talento, su humildad, su fuerza sobre el escenario, su dulzura y su perseverancia y ganas de superarse a sí misma le han llevado donde está ahora. Brillando al ritmo de sus canciones propias de estilos muy variados, en inglés y en español que se han convertido en la banda sonora de sus fans, pequeños y mayores que no entienden ya su vida sin su música.

Aitana tiene la oportunidad de trabajar de lo que más le gusta, una forma de libertad que encuentra en esos conciertos que siempre tienen algo especial, que también encuentra en las sonrisas cómplices de sus seguidores, en la emoción de miles de almas que nunca la dejaran sola, en sus padres, su equipo y en todas las personas que confiaron en ella.

La última parada del Play Tour fue Alcalá de Henares que colgó el cartel de sold out. El Palacio Arzobispal fue el lugar elegido para hacer sonar el Spoiler de Aitana. Nadie quiso perderse esta cita única que además iba con sorpresa incluida, anunciada días antes por la cantante en sus redes sociales. El concierto estaba a punto de empezar y entre el público, los nervios y la emoción de quién escucha en directo a su artista favorita.Las luces se apagan. Se desata la locura. La música empieza a sonar. Aitana sale a escenario entre los gritos y vítores del público. El concierto comienza con Teléfono con una artista que se renueva de energía y no deja de moverse durante toda la canción. Sus seguidores cantan con ella y eso es algo que siempre emociona a la cantante. Al inicio del concierto quiso animar a los presentes para que le acompañaran. “Me gustaría, me haría mucha ilusión que cantarais todas las canciones pero fuerte además y si en algún momento veis que me callo, pues seguid vosotros cantando todavía más fuerte y los padres también”, decía la cantante al inicio del show.

aitana ocaña

Llegaba Stupid para subir el ritmo. Nos encantó ver lo que disfruta Aitana cuando se sube al escenario, interactuando y animando al público presente que no dejaron de cantar con ella en ningún momento. Ahora era el turno de Mejor que tú, una canción que todos corearon al unísono. Aquella noche quedó demostrado que es imposible no perder la razón al escuchar en directo a la catalana. Tiene una magia envolvente y una fuerza escénica que sorprende por su edad. Así lo sentimos en Perdimos la razón o en Barro y Hielo, un tema de una sensibilidad que te llega al corazón. Si hay algo que enamora de Aitana es su poder de versatilidad y dominio sobre el escenario. Desde su salida de Operación Triunfo ha crecido muchísimo a nivel artístico. Cuando asistimos a uno de sus conciertos vemos su gran calidad vocal, pues pareciera que estemos escuchando el disco. Estuvo perfecta a nivel vocal y sorprendió por la seguridad que transmite.

El concierto seguía y era el momento de escuchar Las Vegas, un tema de su primer disco. No había canción que el público no cantara. Se las sabían todas, lo que demuestra que Spoiler está funcionando muy bien. Arde es un tema muy especial. La candidatura de Aitana para Eurovisión se ha convertido en la debilidad de muchos de sus seguidores y gana muchísimo en directo. La joven sabe poner la emoción suficiente para emocionar. Giros vocales que conmueven para dar paso a Nada sale mal, un tema que apuesta por un sonido diferente, una mezcla de estilos explosiva que te llena de energía en directo.

aitana ocaña

Ahora llegaba uno de los momentos más esperados del concierto. El sorpresón que anunciaba que alguien importante subiría al escenario para cantar junto a ella una de sus canciones. Aitana invitaba a subir al escenario a unos colombianos con mucho talento. Juan Pablo Villamil y Juan Pablo Isaza, integrantes de Morat subían para cantar Presiento, la colaboración que tienen juntos. Había mucha emoción en el ambiente y la sorpresa dejó sin palabras a los presentes. Al terminar la canción, Aitana quiso dedicarles unas palabras. “Gracias por confiar en mí”. Y seguramente no sea la única vez que les veamos cantando juntos, pues hace unos días volvieron a trabajar juntos en el estudio. Mientras, ellos se despedían pidiendo un aplauso para Aitana. “No os podéis quejar de sorpresa“, decía la joven dirigiéndose al público.

Después de la gran sorpresa de la noche, llegaba una canción muy especial para Aitana, Someone like you, su particular homenaje a Adele con una versión que te deja sin palabras. Ahora era el turno de disfrutar de la faceta más internacional de la artista. El recinto se viene arriba con Popcorn. Y es que no queda duda de que Aitana puede conseguir todo lo que se proponga, ya sea con una canción en inglés, español, sea una balada o un reggaeton.

“Todo el mundo pasa por ese momento pero parece como que no es tan fácil mostrarlo, es el momento en que nos sentimos más de cristal, más frágiles”. Aitana habla de cómo se siente en su tema Cristal. La sensación de sentirte pequeña frente al resto, es eso que pasa cuando todo el mundo intenta protegerte pero tú sientes la necesidad de caer y levantarte, aprender a base de tus propios errores. Cristal siempre emociona.

aitana ocaña

A continuación, Aitana anunciaba un remember muy especial, el de su paso por Operación Triunfo. La gente enloqueció y quiso cantar con ella. Se escucharon Chandelier, Issues y Bang Bang. Un bonito recuerdo de una etapa de su vida que dejó huella. Después era el turno de una de las canciones más especiales para Aitana, una de las que más le emocionaron al componerla en el estudio y que mantiene y multiplica su emoción en directo. Es Con la miel en los labios que es pura belleza. “Cuando me vine a vivir a Madrid conocí a gente increíble y a una persona a la que quiero mucho y a partir de ahí hice esta canción”, explicaba.

Llegaba la hora de renovarse de energía con Hold. El público se vino arriba, disfrutando de cada momento especial que Aitana regalaba durante el concierto. Y una especial, bonita, emocionante y conmovedora es sin duda Vas a quedarte. Con ella, se generó una atmósfera mágica. Todo el recinto se iluminó mientras Aitana entregaba su emoción para dar paso a Me quedo, su colaboración con Lola Índigo. Imposible no moverse y cantar al ritmo de una canción que ya se escucha hasta en las discotecas. “¿Qué vais a hacer qué?”, gritaba Aitana y su público respondía al unísono “Me quedo”. Quieren quedarse toda la vida a su lado.

Y vuelve la emoción, la piel de gallina y el corazón en un puño con la versión de Procuro Olvidarte que siempre enamora para dar paso a la última, la que todos se saben, la que ha triunfado dentro y fuera de nuestras fronteras. Lo Malo era el cierre perfecto a un concierto inolvidable, mágico y poderosamente emocional.  “Gracias por haber sido así de entregados, por haber cantado todas las canciones”, se despedía Aitana mientras entre el público asomaban caras de emoción y felicidad que son difíciles de borrar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *